POESÍA

DESAGRAVIO

por Carmen González Chacón

Que se avergüence el amo

NICOLÁS GUILLEN

Las guerras no terminaran mientras

se siga midiendo al hombre por

el color de su piel no por sus ojos

B. MARLEY

a Nelvys

Vamos a la guerra simaní

Parece haber retumbado en su sangre de nudos

y quinientos años de exilio

bajaron a colgar las siete marcas.

¡Negra sí! Como noche madre eterna de estrellas

o como carbón del fuego padre.

De mierdas

la lengua

que desconociendo la bendición de Oggún sobre los tuyos no se mordió.

Muchos habrá con la espalda presa en el látigo

¡Tú    a la guerra!

Así manda el tambor de tus mayores.

Anuncios
Estándar

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s